sábado, 21 de octubre de 2006

Cabezo Llerosos. Travesía de La Molina a Camarmeña

21/10/2006
Macizo del Cornión - Picos de Europa
Concejo de Cabrales (Asturias)

Para este sábado la previsión no era muy buena, pero teníamos pendiente una ruta, especialmente larga y no la queríamos dejar más, ya que el sábado siguiente cambiaban la hora, así que nos arriesgamos igualmente. La idea era hacer la travesía entre La Molina y Poncebos, con la ascensiñón intermedia al Cabezo Llerosos. Calculábamos unas 8 horas y el tramo que más me preocupaba era el paso de cumbre a la majada de Beceña porque resultaba la zona más compleja al no existir camino claro y ser una zona sumamente quebrada.



Salimos de La Molina a 350 m a las 9:30 hacia el río Casaño, que se cruza por el Puente Pompedro (310 m). Desde ahí comienza la subida en cómodos zigzag hasta el Coterón (770 m).

Alto de Ortigueru y el pueblo de Canales desde El Coterón

Desde ahí se asciende por la canal de los Retraites que dan paso a la zona alta del macizo (1.070 m). Se pasa junto a las majadas de Linares y Brañaredonda y se llega a Ceribios (1.200 m), la más guapa de todas y con buena fuente.

Saliendo de los Retraites

Vista hacia las lomas que guardan las majadas de Linares y Brañaredonda

Entrada al valle Teyeres

Majada Ceribios

Subiendo por el valle Teyeres

Desde aquí la idea era subir a la majada del Jascal y entrarle al Cabezo Llerosos desde ese lado, pero no dimos con el camino de ascenso a la zona del Jascal y como en Picos no me gusta hacer experimentos, tiramos valle de Teyeres arriba, pasando una serie de joyos, hasta dar vista a la collada que separa el Cabezo Llerosos del Cabeza las Vacas (1.580 m). Desde ahí quedan 200 m a cumbre por terreno rocoso, pero poco complicado.

Vista ya de la mole del Cabezu Llerosos

Cumbre del Cabezu Llerosos

La cumbre del Llerosos (1.794 m), a donde llegamos a las 13:30 (4 horas desde la Molina) es plana, muy amplia y tiene unas vistas espectaculares. Por desgracia, el día había empezado con sol y buena temperatura, pero a partir de las 11:00 empezó a nublar y a eso de la 13:00 empezó a llover, no demasiado pero sí a llover. En la cumbre soplaba muchisimo viento, que con la lluvia daba una sensación de mucho frio. El macizo de Los Urrieles estaba cubierto y no se veía apenas nada, lo mismo que hacia las Peñas Santas. Algo mejor estaba hacia el norte, pero tampoco para muchas alegrias. Aún con todo las vistas merecen la pena. Hacia Ario se ve todo el sector del Cornión, malísimo de andar con cantidad de majadas, destacando al pie del pico la de Beresma con una enorme cueva detrás (tendré que hacer por ir un día hasta allí).

El Jascal

Vista hacia atras, al valle de Teyeres

El central del que apenas se apreciaba nada

La inconfundible majada de Beresna al abrigo de su cueva

Andrés posando en la cumbre

Y yo mismo aguantando el tipo con el fortisimo viento que había

Bueno, total que a eso de las 14:00 tiramos para abajo porque arriba no había quien parara. Desde cumbre se ve el collado de Beceña a donde ahí que ir. El terreno que hay por medio es especialmente quebrado, de lo peor que tengo visto en Picos y no hay senda marcada, de manera que hay que tener muy claro hacia donde tenemos que tirar, porque una equivocación alli, puede dar un susto cojonudo.

Lo mejor es continuar “cresteando”, si se puede llamar así toda la zona alta dirigiendose al este hacia una zona con menos roca (otro eufemismo) que se ve desde cumbre y en la que se aprecia lo que parece un caminillo. Al poco de empezar a bajar, la collada de Beceña desaparece asi que hay que tener cuidado. Por así decir desde cumbre, se aprecian como dos valles entre el Cabezo y Beceña, debemos pasar al segundo antes de bajar por él hacia Beceña. El camino está marcado con jitos, no muchos, pero tampoco especialmente difíciles de localizar.

Atras queda ya el Cabezu

Llegando a Beceña

Hasta Beceña (1.470 m) nos llevó una hora más o menos, a eso de las 15:15 horas estabamos allí. A ratos parecía que se quería meter la niebla, pero al final paró de llover e incluso aclaró algo el día. En Beceña ya hay camino, se sale de la majada hacia el este y en algún momento hay que pasar al valle contiguo de la izquierda. De manera que nos cogimos al primer camino que vimos hacia ese lado. ¡Error!. El camino sube y sube hasta por encima de los 1.550 m hacia una zona de pastos con una charca, que identificamnos como la parte superior de la Canal Larga, que posiblemente tenga descenso hacía Ondón, pero en la que no nos quisimos meter, por si acaso, de manera que nos dimos la vuelta hacia Beceña. Casi antes de llegar, vimos que de nuestro camino salía otro ramal, mucho menos marcado, pero en la dirección apropiada y tiramos por el. Era el bueno. Finalmente llegamos a Ondón pero perdimos casi media hora en la “excursión”. Total que llegamos a las 16:30 horas a Ondón.

Por fin, dando vista a Ondón

Canal de salida a Ondón

Andrés con el Picu detras

Y yo mismo que no quería ser menos

Allí quedamos a comer tranquilamente, pensando en el descenso que nos quedaba por la Canal de las Bobias. Salimos a eso de las 17:00 y bajamos hasta Camarmeña, donde llegamos con las piernas machacadas hacia las 18:15 horas.

La Canal del Texu

Abajo la carretera de Sotres

Total algo más de 8 horas y media por el monte, en una ruta muy chula, a pesar del mal tiempo. En Camarmeña tomamos algo en el bar la Fuentina, mientras esperábamos un taxi que nos llevara a La Molina a recoger el coche (por cierto que nos cobró 16 euros, que no me pareció para nada caro).

Saludos
Cienfuegos

2 comentarios:

  1. Paezme que'l finde que vien, vamos intentala collaciu

    A ver si tenemos más suerte col día, que tu... anque como pones, esa fastera dende'l Cabezu hasta Beceña tien de ser... tela.

    A ver que tal sal...

    Un abrazu

    ResponderEliminar
  2. Berto, curiao por allá arriba que nun ye buen sitiu pa metese con borrina. Diba decite que la calcetinada ye de les guapes, pero nun va garrate de nuevu, ja, ja. Habeis tar sollerte baxando pa Beceña que ye el peor tramu.
    Un saludu

    ResponderEliminar