martes, 23 de agosto de 2011

Torre de Santa María o Peña Santa de Enol

10/08/2011
Macizo del Cornión. Picos de Europa
Concejo de Cangas de Onís (Asturias)

Si había una cumbre que tenía verdaderas ganas de tachar de mi lista de pendientes, era la Torre de Santa María o Peña Santa de Enol. Hace muchos años, cuando aún era un imberbe montañero, le metimos un tiento sin tener muy claro ni por donde se le subía y calro está, se quedó en eso, en un tiento. Solo esperaba la oportunidad de la compañía necesaria para intentar nuevamente ganar su cima y esa oportunidad se dio el pasado miércoles. El espléndido día, uno de los pocos que hemos disfrutado este verano por el norte, redondeó una magnífica jornada montañera de esas que recordaré mucho, mucho tiempo.

Distancia: unos 19,5 Km
Altitud mínima: 960 m Puente sobre el río Pomperi
Altitud máxima: 2.486 m Cumbre de la Torre de Santa María
Desnivel máximo: 1.426 m
Desnivel acumulado:1.530 m
Tiempos:10 horas
Dificultad: la ascensión a la Torre de Santa María está catalogada como PD


Salimos de Pandecarmen (1.080 m) Jonatan, Javi, Alex, Jose, Gaspar y yo mismo, a eso de las 9 de la mañana. Un poco tarde para lo que solemos. Mea culpa. El día antes había sido el día grande de las fiestas de Lieres y claro, ya se sabe. El resto se habían amoldado a mi horario. El imprescindible para llegar a Covadonga justo antes del corte de la carretera. Ya desde la vega de Enol, el objetivo del día se nos mostraba así de guapo.


Subimos a buen ritmo hasta Vegarredonda. Pocas fotos en este tramo. Sin duda un camino precioso, pero ya recorrido mil veces. Bueno, vale, no tantas. De todas formas alguna que otra foto siempre cae, más si vas viendo todo el rato a donde quieres subir.



En el refugio viejo (1.510 m) paramos un rato. Llenamos las cantimploras, picamos algo y para Llampa Cimera cuando ya el sol empezaba a calentar. El cielo de un azul de esos de los que disfrutas pocos días al año.


Subimos bien. De hecho esta vez no se me hizo pesado para nada. Buena charla, mejor compañía, un día precioso. ¿Qué más se podía pedir?.


En el cruce para la derecha, a rodear el Porru Bolu y Alex recordando su reciente ascensión al mismo. La verdad es que se veía precioso a aquellas horas.


Seguimos subiendo y las vistas que se van abriendo, siempre presididas por el Requexón y la zona de los Tres Poyones. Barajamos arrimar hasta el Llagu Cebolleda, sitio que a mi gusta sobremanera, pero al final lo dejamos. Bastante tajo teniamos por delante.



En el Mosquil de Cebolleda (2.110 m) las vistas ya eran impresionantes. El día estaba limpio, limpio y se veían perfectamente zonas tan lejanas como las Ubiñas.


Allí paramos un buen rato. Comimos algo y charlamos con una pareja de portugueses un tanto despistados que llegaron al rato y que preguntaban donde estaba el pico (sic). ¿Qué qué pico?, pues el pico. El pico. ¿Aquello no es Picos?, pues algún pico habrá ¿no?. Cuando les explicamos como eran los “picos”, se replantearon subir alguno. Al final creo que hicieron la circular a la Torre de Santa María, al menos los vimos pasar por la Horcada de Santa María.


Desde el Mosquil tomamos el sendero que bordea Jou Lluengu. Buenos recuerdos del vivac que hice por aquí ya hace un montón de años. Pasamos sobre el manantial de Fuente Prieta a donde no se decidió a bajar nadie, por aquello de “no perder altura”. Y es que las rampas de la Horcada de Santa María te quitaban las ganas de gastar energías en nimiedades como rellenar la cantimplora.




Acometimos la dura gravera de la horcada por donde mejor le pareció a cada uno para acabar ganando el magnífico mirador que constituye la Horcada de Santa María (2.354 m). Y es que el simple hecho de acercarse hasta aquí bien merece el esfuerzo, que no es poco. Hacía muchos años que no venía hasta aquí y lo saboreé como si fuera la primera vez.



Vistas hacia Jou Santu (las flechas marcan las dos entradas a la Grieta Rubia, nosotros subiriamos por la de la derecha) ...


... y vistas hacia Jou Lluengu



Allí paramos un rato, charlamos con otros montañeros y decidimos la vía de acceso a la Torre. En un primer momento nos dirigimos hacia un primer hombro, perdiendo unos 20 m desde la horcada de Santa María. Por encima del primer tramo se ven las cintas de un punto de anclaje para asegurar un rapel. Es la entrada que aparece en la mayor parte de las guías de montaña.


Sin embargo una vez allí, Alex y Jonatan, que ya habían subido con anterioridad, no recordaban que el acceso fuera tan expuesto, de manera que perdimos otros 30 m para rodear un espolón y alcanzar una especie de terraza situada a los pies de una canal-chimenea que sube hacia la izquierda (II), mucho más asequible y con menos patio.


Es curioso que la mayor parte de libros y guías de montaña indiquen como acceso a la Torre de Santa María el primer hombro, indicando claramente que es el peor tramo de toda la ascensión, cuando a tan solo unos metros por debajo existe otro punto de entrada mucho más sencillo.


La canal-chimenea nos deja en lo alto de una terraza herbosa a la que también se llega desde el anterior acceso. Desde ahí empieza la Grieta Rubia como tal. Nosotros subimos mayormente por las terrazas que se forman a la derecha de la misma (II-, algún paso aislado de II) hasta una amplia llambria que se divisa por encima de ellas. Por delante iban tres montañeros (flechas).





La llambria a que hago mención puede ser el peor paso de la ascensión. Desde abajo la llambria parece asequible, pero una vez puesto sobre ella, el patio es considerable, la llambria inclinada y los agarres escasos. Alguno subió por la derecha y por encima de ella. El resto lo hicimos un poco por debajo y a la izquierda de la misma, rodeando un espolón un poco extraplomado, pero con muchos y buenos agarres (III-).


Un nuevo tramo de terrazas y se sale a la cara norte. Desde allí se pierden unos metros y se rodea a la izquierda para entrar en una canaluca que ya sin mayores problemas te saca justo a cumbre (2.486 m).



¿Y que decir de la cumbre?. Pues que pocos picos recuerdo haber disfrutado tanto. El día sin duda ayudó a hacer la cima aún más espectacular, con una visibilidad increíble.


Vistas hacia los Urrieles ...




Se veía perfectamente la crestería del Neverón de Urriellu por donde anduve hace tan solo unas semanas.


Vistas al norte, con el lago Ercina destacando ...


Vistas al oeste, con las Ubiñas al fondo, Tiatordos, Maciédome, Mota Cetín, Mampodres, .... montañas mil, vaya.





Nos quedamos un buen rato en cumbre. Las cámaras de fotos echaban humo. No era para menos. Fotos con zoom, panorámicas, fotos de grupo y en solitario. Fotos “robadas” de los compañeros disfrutando de la cumbre, como la que nos sacó Jose a Jonatan y a mí. Y por supuesto un buen rato simplemente sentado y saboreando el momento.





Y para acabar un pequeño video de una panorámica de 360º con las vistas desde cumbre.


Me hubiera quedado un buen rato más allá arriba, pero habíamos tenido el pequeño “fallo” de no subir agua y el calor ya apretaba lo suyo, así que tras media hora disfrutando de la “conquista”, para abajo. Primero hasta la brecha norte.


Y luego a evitar el paso más comprometido de la ascensión bajando pegados a la Grieta Rubia, más sencillo, pero con el mayor peligro de caída de piedras (II).



Entrando en la canal-chimena que nos depositaría en la terraza donde habíamos dejado las mochilas.


Ya en la base de la torre, recogimos las mochilas y perdimos unos metros, "surfeando" el cómodo (en descenso) pedrero hasta la base de la canal que conduce a la Horcada de Santa María para parar a comer a la sombra de unas piedras, de las que bien abundan por Picos.



Allí tiré unas cuantas fotos más a la Reina de Picos, la Torre Santa de Castilla y a alguna de sus consortes, como la Torre de la Canal Parda. Curioso lo de este pico. Lo he subido dos veces, pero no lo recordaba tan .... "montañero".




El descenso lo íbamos a hacer por las Barrastrosas, así que a bordear hacia la izquierda, siguiendo el rastro de jitos, hasta salir encima de la Boca del Jou Santu. Allí a dejarse caer por otro pedrero de los que se bajan corriendo y salir al fondo del Jou de los Asturianos (2.050 m).


Últimas fotos sobre Peña Santa y para las Barrastrosas, camino que odio especialmente. Siempre se me hace pesado y más a esas horas, con un sol de justicia cayendo a plomo y poca o nada de agua en la cantimplora.



Pasamos junto al campamento de los espeleólogos, ya casi tan típico en el verano de Picos, como la Ruta del Cares, y a ganar el collado La Fragua (1.990 m).



Descenso rápido por Llampa Cimera cerrando una preciosa circular, y parada en la fuente del refugio viejo de Vegarredonda donde, quien más quien menos, llegaba seco.



Desde ahí, solo quedaba el “trámite” de bajar hasta Pandecarmen, no sin antes despedirnos de la Torre de Santa María por última vez y decidir en qué chigre nos íbamos a tomar la más que merecida cervecita.


Un saludo
Cienfuegos

18 comentarios:

  1. Mi mas enhorabuena por la ascensión de esta mítica cumbre. Qué envidia, poder disfrutar de esas panorámicas desde la cima... aunque el vídeo ya nos da una idea del disfrute...
    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Felicidades por esta ascensión!! Qué envidia y qué recuerdos al ver las fotos de Peña Santa... otra más para la lista de pendientes, ésta en un lugar prioritario...

    Muy bueno el vídeo desde la cumbre.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Buen día, buenas fotos, buen reportaje... así da gusto.

    ResponderEliminar
  4. Que reportaje te has currado, insuperable. Entre el tuyo y el de Jose no se si yo publicaré algún día el mio. Una gozada de día, de cumbre y de compañía, son de esos que no olvidas en la vida.
    Saludos y gracias por el reportaje

    ResponderEliminar
  5. Me habéis metido el gusanillo de esta montaña, y me habéis solucionado una de las dudas que tenía, la entrada en la Grieta Rubia, me parece que en Octubre vamos a ir por esta montaña.
    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena por la ascensión.

    Como está la pista hasta Pan de Carmen, pasé hace dos meses con un turismo normal y estaba fatal.

    A tu juicio cual es más facil subir, al Torrecerredo o a la Torre de Santa María.

    ResponderEliminar
  7. Norabona pola Peñasanta d'Asturies, verdaderu topónimu pa esta ablucante montaña.

    Un abrazu

    ResponderEliminar
  8. Una gran montaña! desde que la vi por primera vez, me pasó como a ti, un amor a primera vista. Tu ya la tachaste, para mi es una asignatura pendiente.
    Enhorabuena por esa cima.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  9. Enhorabuena por la cumbre, es una clásica del Cornión y con un día tan bueno es para disfrutar.
    Ahora yo te recomiendo, si es que no lo conoces, que subas por el Corredor del Marqués. En este momento sin apenas nieve en Cemba Viella, para mi es mucho mas sencilla.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  10. sin palabras!!!. Una pena no haber podido compartir con vosotros ese dia, en otra ocasión sera.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  11. Gracias Javier. Solo puedo animarte a conocerla durante una de vuestras visitas por Picos.

    Sarita, no le llega a la altura de la Peña Santa, pero no se queda coja la hermana pequeña, no.

    Jose Luis, el gusto fue mio. Buena ruta, mejor comapañía,... que más se puede pedir?

    Jonatan, te doy toda la razón en que es de esas jornadas montañeras que no se olvidan facilmente.

    Valentín, anímate a hacerla. Tú si que no vas a tener ningún problema. Acuerdate que la entrada buena es la que está más abajo. La otra es factible, pero más expuesta.

    Jorge, pues la pista está como el año pasado más o menos. Yo no la vi peor. Desde luego bien, no está. Sobre la otra pregunta. Yo subi el Torrecerredo ya hace muchos años, y lo recuerdo más expuesto que la Torre de Santa María, no mucho más complicado, pero con alguna zona con cierta sensación de vacio que no sentí en ésta.

    Berto, gracies. Diríate que ablucante ye pocu axetivu pa esti picu. Perguapu como pocos.

    sherpa, mira que sería buena aclimatación para Nepal, ja, ja. A ver cuando so dejais caer por el norte.

    Monchu, como bien dices, todo un clásico, que a mi me faltaba. Sobre el Corredor dle Marques, no creas que no lo he empezado a pensar, aunque creo que se quedará para el proximo verano. Hay muchas cosas pendientes para este.

    loscorzos, no te preocupes, habrñá más oportuinidades. Ahora, de momento, bastante teneis con sacar adelante a esi herederu.

    Muchas gracias a todos y un saludo

    ResponderEliminar
  12. Eyyyyyyyyyyy Cienfuegos, montañero....enhorabuena por esa ascensión en ese día espléndido, esto si que ya son palabras mayores, creo que yo nunca la tacharé...pedazo cima, pedazo subidita....si me suben atada los bomberos tal vez....espera que vuelvo a ver tus fotos y la verdad es que enamora, es grandisoa y tu reportaje sensacional como siempre.
    abrazotedecisivo recién llegada de Asturias y ya con querencia de volver y disfrutar de esta pedazo de cima desde tus bellas imágenes.

    ResponderEliminar
  13. Hola Cienfuegos.
    ¡¡Enhorabuena!! por ésta cima.
    Espectacular y magestuosa.
    Menudas trepadas.... y menudos pedregales en la bajada!!

    ¡¡Qué buen trabajo!!
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  14. Enhorabuena Cienfuegos!!!... que guapa es la Torre de Santa María... pero si además pillas un día como el que tuvisteis y tan buena compañía pues ya no se puede pedir más... bueno, ¡si!, ese peazo de "Wish you where here" sonando por el hilo musical, ¡temazo!... habría sido un puntazo haber coincidido por ahí arriba, je, je, je... Saludos Esgalleros!!!

    ResponderEliminar
  15. Joe Cienfuegos, precioso reportaje, me dan ganas de segurte, sobretodo si tambien llevas a todos esos buenos compañeros.
    espero seguirte algun dia

    ResponderEliminar
  16. Sara, solo puedo decirte que si no te ves capaz de subir la Torre, al menos si que tienes que arrimar hasta la Horcada. Ese sitio ya de por si merece la pena la visita.

    Toñi, pues si, trepadas y pedregales, es lo que tiene Picos, ja, ja

    Hombre Vidal, yo al menos la subi andando desde Pandecarmen, no en bicicleta desde la playa, como otros, .... y no miro para nadie, ja, ja

    Nuberu, bueno, ya sabes que la compañía a veces es media ruta, cuando no ruta entera. Esta fue buena muestra.

    Un saludo a todos

    ResponderEliminar
  17. Hola Cienfuegos, lo primero felicitarte por este blog que esta genial, y lo segundo quería hacerte una pregunta, esta semana tenemos intención de subir a Peña Santa, pero me entran dudas, he visto varios videos en YouTube, en los que veo que la gente va con cuerdas cascos y toda la pesca, sin embargo en tus fotos no los veo, y quería preguntarte si realmente necesitamos todo ese equipo o se puede subir y bajar a pelo. Gracias!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenas Anónimo y antes de nada, gracias por pasarte por el blog. Cuando dices que vais a Peña Santa, ¿te refieres a ESTA Peña Santa, es decir a la del reportaje en el que estamos, la bien llamada Torre de Santa María y mal llamada Peña Santa de Enol?, ¿o te refieres a la verdadera Peña Santa de Castilla?. si Se refieres a esta, es decir, a la Torre de Santa María y la vais a hacer tal y como la tengo descrito en el blog, yo recomendaría el uso de casco, porque en la Grieta Rubia es habitual que caigan piedras. Nosotros no utilizamos cuerda, aunque la llevabamos por si acaso hacía falta asegurar algún paso. Tengo visto gente que si no está muy habituada a trepadas (sobre todo destrepadas) con algo de patio, la aseguran para bajar, pero como hacer, no hace falta. Pero, si te refieres a la verdadera Peña Santa, siento decirte que no lo he subido nunca, pero aunque conozco a quien la sube y baja sin cuerda, lo normal para los mortales es rapelar varios de sus tramos y asegurar alguno que otro. si necesitas algo mñás d einformación, puedes mandarme un mail. Un saludo

      Eliminar

Deja un comentario. Un blog se alimenta de ellos. Gracias.