domingo, 15 de septiembre de 2013

Peña Castil y la Cueva del Hielo

30/08/2013
Macizo de los Urrieles. Picos de Europa
Concejo de Cabrales (Asturias)

A Peña Castil había subido hace años, pero por el Fresnedal, bajando luego por Las Moñas. En esta ocasión, Rafa me invitaba a acompañarlo para subir por las Moñas, y visitar la Cueva del Hielo, un lugar de esos casi místicos del que tantas veces has oído hablar y que ya casi, casi, crees hasta conocer. Pero para nada. Hasta que no estás allí, no te das cuenta de la maravilla del sitio. De paso aprovechamos para hacer cumbre en Cabeza las Moñas y en Cabeza los Tortorios y bajar por el poco conocido Valle del Agua. Una vuelta preciosa


Inicio/Fin: Aparcamiento de Pandébano
Distancia: 16 Km
Desnivel máximo: 1.340 m
Desnivel acumulado: 1.615 m
Tiempos: 8 horas y media
Nota: En el mapa y en el track faltan, a propósito, la localización de a Cueva del Hielo. Sobre ella hay una leyenda que dice que en la cueva habita un hada que solo deja entrar a quien considera digno de hacerlo, bajo la promesa de mantener en secreto la ubicación de la misma. En caso de incumplir la promesa, el hada castigaría al indiscreto encerrándolo en la cueva por toda la eternidad. Como no quiero enojar al hada, ni a los talibanes del monte, no daré mayores detalles sobre como dar con ella. De todas formas no es excesivamente complicado, si ponemos empeño en ello.


Salimos de Pandébano (1.100 m el aparcamiento y 1.212 m la collada) con un día sin una sola nube y el Urriellu asomando les oreyes, junto al Neverón y el grupo de los Albos.


Sin embargo nosotros enseguida dejamos el camino de Urriellu, ya que el nuestro nos lleva a encarar la Canal de las Moñas, que ya se aprecia al fondo y por donde tendremos que subir.


Una vista atrás, hacia los invernales de La Jelguera. La verdad es que hacia la costa el día presentaba algo de bruma que hacía que las fotos no salieran muy allá, hacia ese lado.


Pasaremos junto a un abrevadero, que dejamos a nuestra izquierda y tras un primer tramo en el que la senda no se aprecia demasiado, remontamos por la loma herbosa.


A medida que ganamos altura, la senda va haciéndose más y más perceptible, hasta un punto donde está toma rumbo ya directo hacia la entrada de la canal de las Moñas.


Desde la canal así se ve la zona de Pandébano y toda la Sierra de Peña Maín.


Remontando la canal que no es excesivamente larga ni se hace demasiado pesada, aunque por ella salvaremos algo más de 600 m desde el collado Pandébano. Que se dice pronto.


Peña Maín, Portudera y al fondo la Sierra del Cuera


Las vistas se amplian poco a poco, hacia la zona de la Sierra de Cocón, con el Cuetu la Cerralosa, a la derecha, entre brumas.


Un último repecho y desembocamos en la amplia majada Las Moñas (1.860 m), en la que por desgracia, ya no queda ninguna cabaña en pie. Allí paramos un buen rato a picar algo, intentando que el "rebañao" de cabras que nos envolvió, no nos robara nada y no se comieran hasta las mochilas. También charlamos un buen rato con un pastor de Sotres, que nos dijo algo curioso que comentaré al hablar de nuestro descenso.


Dejamos atrás las Moñas y remontamos la ladera hacia la collada que se abre entre el Coterón y la Cabeza las Moñas


Desde la collada, remontamos a la izquierda el último repecho hasta la cima de la Cabeza las Moñas, una ascensión cómoda, pero que en el último tramo ofrece unas caídas impresionantes hacia las Vegas de Sotres.


Y cumbre de la Cabeza las Moñas (2.067 m), buen balcón hacia Sotres, al otro lado del valle del Duje y al Cuetu la Cerralosa al fondo.


Guapas vistas hacia Peña Vieja o Peña Castil, con el Urriellu asomando a su derecha. En rojo el itinerario hacia la Cabeza los Tortorios, próximo objetivo.


Brumas en el valle del Duje y hacia el macizo de Ándara


Las Vegas de Sotres, a vista de pájaro


Poco después seguimos ruta. En vez de crestear directos hacia el Cabeza los Tortorios, cruzamos por debajo de él, pasando por la Vega los Tortorios


Y luego ya nos tiramos directos a cumbre. Una vista atrás, hacia el Cabeza las Moñas.


Y cumbre de Cabeza los Tortorios (2.146 m), con una preciosa vista de la mole de Peña Castil y el Urriellu, Neverón y los Albos.


Toda la Canal del Fresnedal y su entronque con el Valle de las Moñetas. En el extremo derecho El Escamellao y al frente Ándara, con la Morra de Lechugales, escoltada por la Pica el Jierru y el Cortés.


Bajamos desde el Cabeza los Tortorios hacia el collado Camburero. En vez de crestear hasta enlazar con el camino habitual de las Moñas, bajamos por una canalilla que nos saca mucho más directos a la collada.


Collado Camburero (2.051 m). Hasta aquí ya tengo llegado por el Fresnedal, por las Moñas y desde la Celada, por la Colladina del Agua. Hoy también bajaría por el Valle del Agua.


La entrada al Valle del Agua, por donde bajaríamos. Al fondo los Albos.


Empezamos a subir hacia Peña Castil. A pesar de los años que hacía de mi última visita, aún recordaba que la ascensión, sin ser complicada, se hacía larga. Muy larga. Y es que desde el collado Camburero, debemos remontar 400 eternos metros hasta cumbre. Así que de tanto en tanto, se impone una paraduca para contemplar el paisaje y tirar alguna foto.



Pero en esta vida todo llega, incluso la cumbre de Peña Castil (2.444 m). Encima, a pesar de que habíamos coincidido con gente que subía y bajaba, cuando llegamos a la cima, la tuvimos entera para nosotros solos durante todo el rato que permanecimos allí.


Tocaba disfrutar de las vistas, como esta, sobre Peña Vieja y los Tiros Navarros. Aún no lo sabía, pero solo unos días después pisaría su cumbre.


El grupo de los Albos


Y por supuesto Urriellu. Peña Castil pasa por ser uno de los mejores, sino el mejor, mirador del Picu.


La zona del Cuetón, encima de Poncebos y vistas hacia la costa, donde el día parecía estar más revuelto.


Una panorámica de todo el macizo de los Urrieles desde Peña Castil


Foto de cumbre y un brindis de la petaca que llevaba, que, ¡que coño!, era mi cumpleaños. Que mejor manera de celebrarlo que con una cumbre así.


Y para abajo. Tocaba perder esos 400 m hasta la collada Camburero. El día estaba revolviéndose y parecía que la niebla quería entrar.


Y ya que estábamos allí buscamos la Cueva de Hielo. En realidad Peña Castil había sido la disculpa para lo que de verdad queríamos ver, que era la cueva. La verdad es que teníamos una idea bastante aproximada de por donde estaba y no nos costó mucho dar con ella. Nos calzamos los crampones y para abajo y es que el acceso de la cueva se hace por una ladera de nieve helada con mucha pendiente, donde más vale asegurar cada paso, incluso a finales de agosto. Que tiene coña, que en todo el invierno no me calzara los crampones y haya tenido que esperar a agosto para ponerlos.


Impresionante la cueva. Un mundo helado en pleno verano en el corazón de picos. La cueva es grande, de hecho sorprende su tamaño, de unos 70 m de largo por 30 de ancho y puede que unos 20 m de alto en su entrada. El suelo es una plancha pulida de hielo puro donde sin los crampones sería difícil mantenerse en pie.


Preciosas y caprichosas formas de hielo.





Cometimos un error que fue olvidarnos arriba los frontales, por lo que no pudimos investigar un poco más el fondo de la cueva. Disculpa para para volver otra vez.


Aprovechamos para comer allí mismo antes de continuar ruta. Mucha nieve en esta zona, donde aún quedan neveros impresionantes, como este, que parecía querer competir como la "otra" cueva de hielo y en el que recargamos algo de agua.


Por fin, desde el collado Camburero acometemos el descenso por el Valle del Agua, cuando la niebla ya ha empezado a subir cubriendo la canal. Y ahora os relato una cosa curiosa que nos contó el pastor de Sotres. En todas partes aparece esta canal como el Valle del Agua y la canal que baja hacia el Duje, como la Canal del Fresnedal. Bien, pues según este hombre, el Valle del Agua, es la canal que baja hacia el Duje, no hacia Urriellu. La verdad es que tiene su lógica, como bien nos explicó. La zona alta del Fresnedal siempre tiene agua, mientras que esta está seca. Según él a esta canal la llaman Camburerín.


Pues empezamos a bajar por Camburerín, o el Valle del Agua, como queráis. La primera parte es una ladera herbosa ancha sin excesiva pendiente.


Pero a medida que vamos bajando la canal se estrecha y gana inclinación. A su vez el terreno se vuelve más y más abrupto.


No vimos muchos jitos (tres o cuatro, a lo sumo) y tampoco hay mucho rastro de paso, pero se baja bien, mayormente por su derecha.


Por fin, ya en la zona baja de la canal parece acabar en un cortado sin posibilidad de descenso.


Quizás se pueda bajar a la derecha de la canal por donde yo eché un ojo, pero Rafa dió con la salida buena, cruzando la riega a la izquierda y alzándose en un saliente desde el que un corto y sencillo sedo nos deposita en la base del Salto del Agua. Solo hay que poner un poco de atención en el cruce de la riega pues suele estar húmedo. Otra cosa puede ser intentar bajar por aquí si la riega lleva mucha agua, ya que no sería posible cruzarla.


El Salto del Agua visto desde abajo. En rojo, marcado el descenso/ascenso.


Luego ya solo queda descender por un incómodo pedrero que nos conduce hasta el camino de Urriellu a la altura de Las Traviesas.


Y ya desde ahí tocaba recorrer el camino de Urriellu hacia Pandébano, remontando el último repecho de la jornada en Collado Vallejo.


Una parada en La Terenosa para tomarnos una merecida cervecilla, que había hecho calor y habíamos acabado todo el agua.


Y para rematar la jornada, un reconfortante baño en la playa de San Antolín, en Llanes. ¿Qué más se puede pedir?.


Os dejo el track (el track no tiene la localización de la Cueva de Hielo. Si sois dignos, sabréis dar con ella sin ayudas y si no, ... bueno, seguramente San Google os guiará).


Un saludo
Cienfuegos

34 comentarios:

  1. Bonita actividad. Yo estuve hace dos días en Peña Castil, y en la Cueva de Hielo también. Eso sí, ni subí a Cabeza las Moñas ni a Cabeza los Tortorios. Y Michu y yo hicimos la bajada por el jou de Carnizoso y la canal de la Celada. La cerveza (coca-colas en este caso) las tomamos en Urriellu en vez de en la Trenosa.
    Yo también tengo que regresar algún día a la Cueva Helada porque... ¡no bajé!
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Que no bajaste!!. ¿No llevaste crampones?. Hombre Carlos, sabiendo que ibais a la Cueva de Hielo, hay que ir preparado, ja ,ja. Esa zona del Carnizoso también es muy guapa. Hay un pasín allí, junto a la Colladina del Agua, ¿verdad?.
      A ver si esta semana damos una vuelta por el Naranco.

      Eliminar
  2. Es de agradecer el detallazo de no dar pistas sobre la ubicación de tan peculiar llugar. Saludos ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que quiero volver y no quedarme encerrado dentro, ja, ja.
      Nos vemos

      Eliminar
  3. Pues si que tiene tela eso de ponerse los crampones en Agosto y no en Enero... muy gracioso la verdad, jaja.
    Como anecdota Cienfuegos, decirte que tengo un compañero de trabajo Holandés aqui a mi lado viendo el reportaje y me pregunta "in which country is that?" Obviamente viendo las fotografías de esa cueva (a la que tendré que ir antes o después) no parece que nos encontremos en España. Pero nuestra cordillera cantábrica es un regalo. Qué pasada.

    Por cierto amigo, este otoño puede que me traslade a vivir a Oviedo. Así que tendrás noticias mias ;)

    Un saludín

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ja, ja, que bueno Alejandro. Dile tú, a tu compañero que tiene que venir a conocerlo, que esto es mucho más que playa, sol y paella, ja, ja. Oye, pues si te vienes a Oviedo, hay que hacer algo para conocerse y salir a patear algo de monte juntos. Poco a poco parece que os estais viniendo todos los blogueros del país, ja, ja. Hace solo unas semanas se vino a vivir aquí Carlos, de "Rutas por España" desde Madrid.
      Un saludo

      Eliminar
    2. Ya estoy yo por aquí eliminando mitos y tópicos... vamos,se piensan que donde vivo no llueve ni nieva ni hace frío... esto ye la leche!
      Pues si, si todo sale bien, a primeros de noviembre estoy allí realizando un master y por supuesto Cienfuegos, este año cambio el sur de la cantábrica por la norte, amén de todas las rutas costeras que pienso hacer. Así que, estamos en contacto.
      Por cierto, ando buscando habitación en piso compartido, si sabes de algo baratín, hazmelo saber por fi.
      Un saludo.

      Eliminar
    3. Vale, pues ya miramos de hacer algo. Este año me pega que va ser muy triste. No voy a poder salir demasiado, pero algo se hará. En lo del piso, ... no se si podré ayudarte. Lo más que tengo es una compañera de trabajo que alquila habitaciones a estudiantes extranjeros, con media pensión, pensión completa o sin nada.
      Un saludo

      Eliminar
  4. Hola Cienfuegos
    Buena subida a Castil, todo un clásico y muy guapa la cueva de hielo, este año tiene mucha nieve y hielo, cuando yo la vi se bajaba sin crampones hasta abajo, aunque los lleve por precaución, no me paso como a Carlos, pero así tiene disculpa para volver.
    Buenas reportaje

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, miré tu reportaje antes de ir. Este año tenía más hielo y conservaba alguna columna, como se puede ver. Una pasada de sitio.
      Un saludo

      Eliminar
  5. Babeando estoy de la envidia que me has dao con esta ruta.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues nada, ya sabes. Eso tiene fácil arreglo, ja, ja.
      Un saludo

      Eliminar
  6. Buen reportaje, Javi, espero poder hacerlo pronto, hace tiempo que Chema me metio en ganes.
    gracies por compartir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con Chema estuvimos a punto de hacerla en invierno y al final no se nos arregló. Solo puedo imaginarme como estará la Cueva del Hielo a finales de invierno principios de primavera.
      Un saludo

      Eliminar
  7. Andaaa.. pues vaya dia que escogiste para celebrar tu cumpleaños, Montañas Clasicas...Leyendas con Hadas...Cuevas Miticas de Hielo...y playa Inmejorable..
    Dia completo amigo, juer como sabes montartelo jajajj.
    Excelente ruta y reportaje, algun dia ire a conocer esa cueva.
    Un Saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, la verdad es que la fiesta de cumpleaños fue completa. Hielo había bastante para las copas, desde luego, ja, ja.
      Un saludo

      Eliminar
  8. Perguapu Cienfuegos... sigo ensín conocer la Cueva'l Xelu de Castil. Dalgún día, habrá que quitáse esa espina, y que decir del percorríu, mui entreteníu tola fastera de Castil, tanto xubiendo dende Sotres como dende Urriellu.

    Un abrazu

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Berto, pues ye un sitiu desos que paga la pega metese la xatada de xubir hasta elli. Una maraviella. Nun quiero imaxiname como será aquello a la fin del iviernu.
      Un saludu

      Eliminar
  9. Impresionante Cienfuegos, tomo buena nota. Tiene de todo la ruta, un ambiente increíble.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, la ruta es bastante variada. La zona de las Moñas es muy guapa con la vega y demás y luego el resto de la ruta calicera a morir y de regalo la cueva. una maravilla.
      Un saludo

      Eliminar
  10. La dureza de esa ruta impidió que subiesemos a peña Castil (ademas de que un par de accidentes con sus respectivos vuelos de helicóptero, amedrentaron a un par de compañeras). Nosotros la hicimos en sentido contrario y fué realmente duro.
    De la cueva no conociamos ni su existencia, así que por nosotros puede seguir el hada tranquila.
    Enhorabuena por las fotos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Juanma, ¿subisteis por la Canal del Agua?. Me pareció dura para subir, si señor. Menuda pendiente tiene la zona baja. Pues la cueva, ya ves. Ahí está. Una maravilla que merece el esfuerzo de volver a subir hasta allí.
      Un saludo

      Eliminar
  11. Yo la hice a primeros de mes, subimos por las moñas, hicimos cumbre en Peña Castil en un día precioso, nos adentramos con crampones en la Cueva de hielo y bajamos por el Fresnedal. Una maravilla. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buena vuelta os pegasteis también Jose Luis. El Fresnedal lo tengo hecho subiendo y bajando, y,... casi lo prefiero subir. Esos 1000 m de desnivel para bajar, acaban con las rodillas.
      Un saludo

      Eliminar
  12. ¡Alucinante! Tal vez demasiado para mi body, pero la Cueva entra dentro de "maravillas naturales cercanas que debo visitar antes de los 70"
    Alucinante de verdad. Gracias por enseñarla.
    Un saludo
    Alberto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alberto, no es una ruta excesiva si cometes el "pecado" de salir de Pandébano. Las Moñas se sube bien y si no haces cumbre en Castil, la cueva queda a bastante menos altitud ... (espero que el hada no se enfade por las pistas, ja,ja). Si tienes oportunidad, anímate a conocerla.
      Un saludo

      Eliminar
  13. Alucinadita me quedo Javier, con vértigo, sin él, con miedo, con pánico o con lo que se preste me da iguallllll, esta ruta la hago si o si, me armaré de valor si hace falta, pero este lugar no me lo pierdo...mira me creo que existe porque me lo dices tú y nos estás mostrando las imágenes...sino yo también pensaría que no existe....que maravilla y que fotazas de todo el lugar, pero esa cueva helada en pleno verano...Diossss que pais tenemos...pedazo reportaje, enamoradita perdida me he quedado, a ver como me lo monto para ir a ese sitio...Monchuuuuuuuuuu estás por aquí ? jajajajajja, me subes hasta allí?
    Y acabar con un baño en San Antolín, en mi LLanes del alma es ya lo más, para este colofón de ruta maravillosa.
    Mi abrazotedecisivo y mi total admiración Javi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sara, esta entra dentro de tus posibilidades. El ascenso por las Moñas es cómodo (cómodo si no tenemos en cuenta el desnivel a superar, claro) y la cueva, pues ya ves, una pequeña joya en mitad de Picos.
      Un saludo

      Eliminar
  14. Guapa ruta Javi, ya estuvimos varias veces en Castil, pero en la cueva tan solo una y como a Xistras, no nos hizo falta crampones.
    No sabía lo de la leyenda de cueva ni lo de Camburerín. siempre se aprenden cosas.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si que es guapa Monchu.A la cueva tiene que ser una pasada ir en invierno o a principios de primavera para ver aquello bien atacado de nieve. Tengo incluso visto fotos de gente bajando asegurados con cuerdas en pleno invierno. Habrá que volver. Un saludo

      Eliminar
  15. Hola Javi...¡que fotos...espectaculares...!. Les de la cueva son una pasada. No tenía conocimiento de la cueva y menos de la leyenda. Un abrazu.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues Jorge, ya sabes, si alguna vez te decides a salir de los bosques y meterte por Picos, ahí tiene un sitiu bien guapu. Un saludo

      Eliminar

Deja un comentario. Un blog se alimenta de ellos. Gracias.