lunes, 7 de enero de 2019

Picu Redondu desde Campiello

28/12/2018
Concejo de Teverga (Asturias)

Había que despedir el 2018 en compañía de un buen grupo de amigos y me tocó a mi diseñar la ruta, una ruta en la que desde Campello ascenderíamos por el viejo camino de de Taxa para continuar después a la braña de Urria y, casi sin querer, coronar el Picu Sobrepena como aperitivo del cercano ya Picu Redondu. El descenso lo haríamos por la vega de Vicenturo y la braña de Valmuertu para acabar regresando por otra vieja senda a Campiello. Estupenda jornada para cerrar un buen año en lo que a montaña se refiere.


DATOS DE LA RUTA
  • Inicio/Fin: Campiello
  • Distancia: 13,60 Km
  • Desnivel máximo: 805 m
  • Desnivel acumulado positivo: 905 m
  • Tiempos: 6 h 15´
  • Dificultad: Moderada. El camino de Campiello a Taxa/Taja está en claro abandono y la nevada de octubre de 2018 no ha hecho sino complicar más su tránsito. No ofrece muchas dificultades en invierno, pero no lo recomendaría en épocas de vegetación alta.


Tras reunirnos todos en Trubia y tras un café en La Plaza, dejaríamos los coches en Campiello en una fría pero despejada mañana.


Cruzamos Campiello por entre sus casas y por debajo de la carretera de Taja/Taxa, tomando la pista que sube valle arriba, siempre por la margen izquierda del río.


Este camino era viejo conocido. Por él bajamos cuando hicimos la circular al valle que os conté AQUI.


Pronto vemos los estragos de la nevada de octubre en los robledales del valle. Una vez la pista da paso al viejo camino y se aleja de las fincas del fondo del valle, la senda se muestra por momentos literalmente enterrada bajo cañas, troncos y hojarasca.


El camino se eleva sobre el fondo del valle, que se estrangula en una foz en la zona de Penellaza.


El cruce del arroyo que desciende de la braña de Urria es el peor tramo. Allí matas enteras de avellanos doblados por la nevada cubren la senda, obligando a rodear un tramo. Y es aquí donde vemos que no somos los únicos caminantes por la zona.


Por suerte, una vez cruzado el arroyo, la senda sale a una zona más despejada por la que continuaremos ya de forma mucho más sencilla.


Las casas de Urria aparecen ya a la izquierda.



El día amanecía espléndido, aunque la previsión era de lluvias a partir de mediodía y las primeras nubes empezaban a asomar sobre las cumbres.



Es una pena el abandono de este viejo camino, espectacular en alguno de sus tramos, como en el cruce de la Pena´l Cuervu, y que podría constituir un precioso PR con muy poco esfuerzo.




La senda sale a Taja/Taxa justo junto a las primeras casas del pueblo, en el barrio de Urdial.


En vez de ascender por la monótona pista que sube hacia Cueiro, optamos por el viejo camino que sube hacia la braña de Urria y la Veiga´l Práu.


Conserva largos tramos aún perfectamente empedrados.


Al norte del modesto Pico Urros alcanzamos una amplia collada en la que hacemos una parada para picar algo, mientras vemos el torreón de la Peña´l Castieḷḷu al otro lado del valle de Taja y que se alza sobre la braña de La Vicieḷḷa.


La senda continúa entrando en el estrecho valle, en un tramo en el que va a ir soportada sobre buenas armaduras.


Valle abajo aparecen las casas de Urria y al fondo la Sierra de Sobia,


Tirando de zoom fotografío las Ubiñas que se empezaban a cubrir de nubes. De hecho sería la única foto que pude tirar sobre ellas.



Una vista atrás, a la collada a la derecha del Pico Urros, por donde acabamos de pasar.


La senda sale a las praderías de la Veiga d´Urria.


En la braña deberíamos haber tomado una senda que sale por su izquierda (sentido de la marcha) entrando en un valle que nos habría llevado directos a la Veiga´l Práu, pero en vez de eso ascendimos ladera arriba, ....


... para tomar por una senda que cruza una pequeña "cuendia" y sale a las praderías superiores de la braña.



Obsesionados con alcanzar el Picu Redondu, nuevamente dejamos a la izquierda la entrada a la Veiga´l Práu, y en su lugar ascdnderemos directamente el pequeño cordal que tenemos al frente, con la cumbre del Picu Sobrepena a la derecha.



Al alcanzar Sobrepena damos vista a Vicenturo y al Picu Redondu. Es entonces cuando nos damos cuenta de que hubiera sido mejor bordear Sobrepena por la izquierda y entrado así directamente en la Veiga´l Práu, aunque de esta forma hacemos cumbre en una cima que no se suele visitar.


Recorremos el cordal por arriba, con la Veiga´l Práu al frente.


Desde el extremo de Sobrepena vemos toda la vega, situada entre la vega de Cueiro y la vega de Vicenturo. Entre las tres forman un alargado poljé de unos 5 Km de longitud en el que sus aguas se sumen en diferentes puntos.Una zona que siempre me digo que tiene que ser perfecta para raquetear.


Picu Redondu y la vega Vicenturo.


Acometemos el ascenso al Redondu con calma. Sin ser un ascenso duro, la ladera se hace larga.


Y cumbre en el Picu Redondu, sobre el que teneis otra entrada al blog AQUI.


Llegar a cumbre y cubrirse el cielo fue casi que todo uno, así que pocas fotos. Una hacia el norte, a la cabecera del río Cubia.


 Vistas hacia el valle del Pigüeña, con la Sierra Manteca ya cubierta.


Noceda, Villamarín,... pueblos del valle del Cubia.


La Sierra de Sobia. Las Ubiñas ya estaban tapadas.


Hacia la vega de Cueiro. El Picu la Berza ya se iba cubriendo igualmente.


Pocas vistas más. Tocaba brindar por el año viejo y sobre todo por el año nuevo y para eso, 13, no tiene porqué ser mal número.


Iniciamos el descenso, dejando la Veiga´l Práu a nuestra derecha.


Bajaremos directos a Vicenturo, con las nieblas pisándonos los talones y la amenaza de una lluvia que por suerte no aparecería.


Nos acercamos en un momento a la pequeña ermita de Vicenturo que yo ni conocía y mira que habré pasado por aquí veces. Dedicada a San Vicente se localiza en una antigua bocamina.


Cruzamos Vicenturo hacia el este, pasando junto a su laguna. Ni rastro de las vistas sobre el Redondu, engullido por la niebla.


Tomamos la pista que da servicio a la vega, aunque no la seguiremos mucho rato ya que la idea es cruzar la loma que tenemos al frente, pasando a las brañas de Riomayor.


Y así lo hacemos. Cruzamos la loma y descendemos por el lado contrario, hacia Las Corradas, cuando ya vemos al fondo la braña de Valmuertu, donde tenemos pensado parar a comer.


Restos de una antiquísima braña ya completamente arruinada en la zona superior de Las Corradas.


Valmuertu ya más cerca.


Frente por frente vemos la braña´l Valle, con un par de teitos y por donde pasé cuando ascendí a Peña Cruzada, como os conté AQUI.


Entramos en la buena braña de Valmuertu, donde pararemos a comer tranquilamente.




Tras el atracón de turrones, polvorones, bombones, ... y un nuevo brindis, salimos de la braña por la parte inferior, dejando la pista que se dirige a Urria.


Por debajo de ella sale un buen camino que por suerte nos encontramos desbrozado de no hacía mucho tiempo.



Nuevamente al cruce de las zonas de robledal vemos los estragos de la nevada de octubre pasado, con las copas de los árboles totalmente desmochadas.



Cruza a continuación una amplia zona despejada de arbolado, en La Granda, desde donde vemos los Puertos del Maravio, por encima del pueblo de Riomayor.


Y las Sierras de Gradura y la Sobia.


Seguimos bajando. El descenso por este lado es largo, pues se pierde todo el desnivel de golpe. 


Buen camino este también. En algún tramo armado y conservando empedrado.


En la zona baja se interna en el bosque de Monte Riegu, mayormente de castaño.



Ya cerca del pueblo la senda se convierte en pista.


Finalmente entraríamos nuevamente en Campiello junto a la espléndida Casona de los Quiñones-Valcarce.


Y tras el cambio de ropa, a tomar una cerveza todos juntos. La siguiente ruta sería ya en el 2019. Os dejo el track.


Un saludo
Cienfuegos

6 comentarios:

  1. Una preciosidad de ruta y de imágenes aunque el día no fue lo lucido -meteorológicamente hablando- que debería haber sido. pero fue tan entretenido y lo pasamos tan bien , que lo de menos fue la casi ausencia de solín.Como bien dices, hasta cualquier ratín en el presente año. Siempre una delicia ver tus reportajes. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Paloma. Y si, el día podía haber estado mejor para sacar alguna foto guapa por Vicenturo o desde cumbre, pero este día lo de menos era eso, ya sabeS. Se trataba de reunirnos que algunos nos vemos de pascuas a ramos.
      un abrazo

      Eliminar
  2. Ruta muy entretenida para despedir el año, aunque si es cierto que la nevada de octubre complicó toda la zona, en nuestra subida desde villamayor, nos cansamos de encontrar los árboles caídos sobre los senderos, con la dificultad de salvarlos. La compañía de lo mejor,
    Un saludo y Feliz año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, esa nevada destrozó los bosques y están muchos caminos poco menos que imposible. Van a psar años hasta que se recupere alguno de esos bosques.
      Un saludo

      Eliminar
  3. Preciosa ruta. Lo de la Ermita de Vicenturu, es nuevo para mi. No sabia de su existencia.
    Es una lastima lo del mal estado de los caminos y más ahora, despues de la nevaona. Quien los va limpiar ???.
    Lo bueno es que siempre agregas algun camin nuevo. Buen grupo el que reuniste, en el cual tengo el gusto de conocer personalmente a algunos. Un saludo y un abrazo para todos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo tampoco sabía de la ermita y habré pasado a su lado un montón de veces. Está un poco empozada y si no la vas buscando, no se ve. Nos la tuvo que enseñar Orbayu. Lo de los caminos pues ya sabes, los que den servicio a fincas, los propios paisanos, los que ya están en claro abandono, como el de Taja, pues no lo va a limpiar nadie. Ya estaba malo antes, y ahora, ...hasta que no se pueda pasar en absoluto por él.
      Un abrazo

      Eliminar